Rojas Ciudad Rojas Ciudad
Ciudad de Rojas, Provincia de Buenos Aires, República Argentina.
10022 lectores
Última actualización: 10:07
Facebook Twitter RSS
Rojenses destacados

El ingeniero aeronáutico Alberto Porto, un profesional prestigioso en Europa

Esta semana, una calificada publicación de Italia especializada en aviación recordaba un editorial de noviembre del 2017, donde se destacaban las capacidades y cualidades de Alberto Porto y de su invención, el avión ultraligero más rápido y con mayor autonomía del mundo.
Alberto Porto.

Esta semana, una calificada publicación de Italia especializada en aviación recordaba un editorial de noviembre del 2017, donde se destacaban las capacidades y cualidades de Alberto Porto y de su invención, el avión ultraligero más rápido y con mayor autonomía del mundo.

Afincado en Italia, radicado en la Cremella, en la provincia de Lecco en la región de la Lombardía, en las cercanías de Milán, tiene allí su base de acción con el taller donde se construyen sus aviones.

El artículo destaca las habilidades, ideas de vanguardia y el coraje del rojense que ha concretado riesgosos vuelos con sus prototipos para demostrar en la acción las virtudes de sus creaciones.

Se recuerda en ese sentido, su llegada a nuestra ciudad después de cruzar el atlántico con su avión, el Risen, acontecimiento que llevo a su empresa Alisport a consolidarse en la consideración de los más exigentes mercados aeronáuticos.

Compartimos la publicación, resaltando que quien escribe lo hace motivado por el hecho de contraponer los resultados de empresas que reciben millonarios aportes estatales con los que obtiene la dirigida por Alberto Porto, quien sin ayuda financiera diseñó, construyó y comercializó el avión ultraligero más rápido y con mayor autonomía del mundo.

www.vfraviation.it –El mes pasado, después de ver una foto de un perplejo primer ministro Gentiloni sentado en un avión del que probablemente no sabe nada, titulé el editorial "Un país muerto, pero no te lo dicen". Con el mayor respeto (y en este punto también con admiración ilimitada) a la compañía Apulian cuyo nombre no recuerdo, dado que los 5.9 millones de euros (sí, millones, leíste ese derecho) de la contribución pública se acaban de asignar (ese es mi dinero y el tuyo) a través de Puglia Sviluppo.

Una contribución verdaderamente monstruosa que al menos significa que en esa empresa son realmente buenos, que invierten y crean empleos. Pero no soy ni qualunquista, ni derrotista, así que me imagino lo que Alberto Porto podría hacer con una décima parte de esa contribución, solo con eso. Sin alto patrocinio y sin ayuda financiera, diseñó, construyó y comercializó el avión ultraligero más rápido del mundo (rápido en el sentido de que literalmente gira en torno a los que dicen que tienen las mismas velocidades) y, hoy en día, incluso el que tiene la mayor capacidad. Velocidad absoluta y autonomía (¡más de 3.000 km!) en largas distancias.

Alberto me dijo que la producción de los próximos dos años se vendió en su totalidad y, sin duda, el eco del cruce del Atlántico en un tiempo récord le dará otras solicitudes con las que no podrá lidiar, porque ampliará el pequeño taller de Pavullo, donde ahora construye. Los resucitados necesitarían una financiación adecuada.

Entonces, sin embargo, también podría vender unos cientos de aviones, dado que a pesar del precio indudablemente alto, el Risen es hoy uno de los objetos más deseados del mundo. como lo son los fantásticos hipercoches Pagani de los cuales Alberto Porto supervisó la aerodinámica.

Por lo tanto, existe una Italia que está más que viva, que se compone de ideas de vanguardia y habilidades verdaderamente excepcionales, que conducen a resultados excepcionales. Haré todo lo posible para dar a conocer estas realidades a nuestra política y realmente espero que si el Gobierno realmente quiere invertir en nuevas tecnologías y en compañías con grandes perspectivas, abra sus ojos a lo que existe en Italia y sea envidiado por nosotros en todo el mundo; No por la charla, sino por los resultados que literalmente destruyen cualquier competencia extranjera, como en el caso de Tecnam y su nuevo motor doble P2012, que ya se vendió en más de 100 unidades con producción recién iniciada.

Pero la competencia no es nada sin un coraje que en este caso juzga "como un león": Alberto Porto no es un superhombre. No está capacitado, no es aviador, sin menoscabar a todos aquellos que se han preparado de forma científica y extensa para sus negocios. Alberto es un conductor normal, como muchos otros. Un ingeniero aeronáutico y una mente aerodinámica fuera de lo común, pero también uno que hasta la fecha ha volado a lo sumo unos pocos países europeos en distancias cortas o medias.

Créame que para llegar a una cabina con 11,000 km por delante, de los cuales miles y miles de mar abierto, tanto como uno puede confiar en los cálculos y en el rendimiento de la máquina voladora estratosférica, se necesita un coraje de león "valiente". Eso no deja espacio para la inconsciencia o el juego. Un coraje que hace que Alberto Porto sea un gran y en VFR estamos orgullosos de haberlo acompañado en este desafío. Orgulloso de que la burbuja del discurso VFR, Diseñado hace diez años por Claudio Fogliato y símbolo del vuelo de la pasión, ha cruzado físicamente el Atlántico en el curso de Balbo, a una velocidad récord.

Una síntesis perfecta son las palabras con las que Francesco Calamai entregó el cronógrafo CR42 (n. 28 de 49 construido) a Alberto: "Estimado Alberto, trato de poner en mis productos toda la pasión y el coraje que nuestros pilotos tienen para enfrentar cada aventura Estoy seguro de que llevar este reloj te hará sentir orgulloso al menos tanto como me hizo sentir orgulloso de hacerlo ". Esta es Italia viva, y todos deben saber que existe.

Rodolfo Biancorosso - direttore@vfraviation.it.

Comente esta nota

CV rock
Ponte Guapo