Rojas Ciudad Rojas Ciudad
Ciudad de Rojas, Provincia de Buenos Aires, República Argentina.
10766 lectores
Última actualización: 13:00
Facebook Twitter RSS
Una producción de Rojas Ciudad

Las Alegres Comadres de Rojas: El funcionario que le rompió el auto a fierrazos al pata de lana

Claudia y Cristina, dos vecinas de Rojas que además son comadres, ya que ambas son madrinas de los hijos de la otra, son dos chismosas que se cuentan a diario todo tipo de cosas, mientras barren la vereda, hablan de todos los dimes y diretes que ocurren cotidianamente en nuestra sociedad.
Las Alegres Comadres de Rojas. (Dibujo: Rojas Ciudad)

Claudia y Cristina, dos vecinas de Rojas que además son comadres, ya que ambas son madrinas de los hijos de la otra, son dos chismosas que se cuentan a diario todo tipo de cosas, mientras barren la vereda, hablan de todos los dimes y diretes que ocurren cotidianamente en nuestra sociedad.

-Buen día, doña Claudia, qué loco está el clima, un día frío, otro día primaveral, otro día de lluvia, una ya no sabe cómo salir a la calle..

- Buen día, ña Cristina, por más que haga frío o calor, algunos viven todo el año calientes y no por sexo o por las temperaturas, sino por celos enfermizos.

- Ya sé por quién lo dice, Claudia. Me enteré del funcionario de nombre raro le rompió a fierrazos el auto a un actual pareja de su ex novia, la poli hot, y está sacado, es por eso que el Lord Mayor lo suspendió en sus funciones por 60 días.

- Lo bien que hizo el Jefe Comunal, Cristina. Ahora el corralón municipal no tiene quien lo dirija, una verdadera anarquía igual que el país, donde está todo patas para arriba.

- Ah, Claudia, además le cuento algo, este chico de nombre raro, al que le dicen “vaca cruzando el río”, porque lo único que se le ven son los cuernos, tiene una denuncia de acoso sexual contra una muchachita a la que tenía cansada. Se le viene la tormenta, amiga.

- Claro, Cristina, es lo sabía, en estos días le cuento algo del Pilo, el hombre fuerte de seguridad, que se separó de la jermu porque no le hacía asco a nada. Le daba lo mismo una anciana sin dientes que una comadreja.

- Y además, ña Claudia, desde que se quedó sin sus palacios al muchacho se lo ve serio como perro en cancha de bochas, porque las acusaciones de torturador y narcotráfico ya han llegado a muchos medios de comunicación provinciales y nacionales

. -Bueno, Cristina, me voy a acostar a descansar un rato a mirar un programa de cocina. Mi marido me pidió matambre a la pizza y lo voy a satisfacer, porque llega hambriento del trabajo.

-Hasta luego, compadre Claudia, que tenga una linda jornada…

Comente esta nota

Ponte Guapo